Buscar este blog

lunes, 3 de diciembre de 2012

Probá cambiar tu perspectiva El arte de la empatía y la Oficina Publica Saludable




¿Para qué sirve?  

La empatía favorece la comprensión profunda, y así crea un entorno de apoyo que conduce al crecimiento y al encuentro de soluciones. Es algo así como nuestra conciencia social, porque a través de ella es posible apreciar los sentimientos y necesidades de los demás, dando pie a la calidez emocional, al compromiso, al afecto y a la sensibilidad.

Cómo desarrollarla

Dado que se trata de un proceso, puede ser conscientemente impulsado y fortalecido en cada una de las experiencias de vida e incluso a través de encuentros indirectos como mirar una película, jugar o leer una biografía o una novela, que permiten aprender un rango de reacciones que las personas pueden tener frente a diferentes situaciones y propician la empatía con las protagonistas de cada historia.

En la vida diaria puede ayudar a...

*Desarrollar los sentidos de la percepción. La mirada, el tacto, el oído... son fuentes de información que nos permiten leer las pistas no verbales. Quien presta atención a estos signos sabrá cuándo hablar y cuándo no, lo cual facilita el camino para construir una relación sana y propicia el diálogo y la apertura en el momento oportuno cada historia.
*Ver más allá de lo “evidente”: Las relaciones se basan tanto en contenidos manifiestos verbalmente como en otros que están menos visibles pero a la espera de ser decodificados: la postura, el tono o intensidad de la voz, la mirada, un gesto e incluso el silencio mismo; todos son portadores de información que está disponible para quien pueda aprovecharla. Preste más atención a estas expresiones.

*Ajustar la propia conducta a las señales. Si insistimos en discutir en un momento en que el otro no está listo (o usted mismo no lo está porque lo invade la ira) no logrará establecer un verdadero contacto y quedará en el monólogo gritado de todas las injusticias de las que se siente víctima. Si, en cambio, lee las señales propias y ajenas podrá beneficiarse modificando la conducta de acuerdo a las necesidades del momento.


Proceder con empatía no significa estar de acuerdo con el otro ni dejar de lado las propias convicciones y asumir como propias las ajenas. De hecho se puede estar en completo desacuerdo con alguien sin por ello dejar de ser empático, y respetar su posición, aceptando como legítimas sus propias motivaciones.

 Fuente:DietasCormillot.com

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Levantarse de la silla cada 30 minutos alarga la vida en la Oficina Publica Saludable

Levantarse de la silla cada 30 minutos alarga la vida Sentarse menos y moverse más: es lo que recomiendan los expertos y las autoridades s...